Fotopapeletas se aplicarán en tres vías tras Fiestas Patrias

fotopapeletas

Las fotopapeletas por exceso de velocidad volverán a aplicarse desde la próxima semana en tres zonas de Lima, informó el coronel PNP Roger Paredes, jefe de la División de Tránsito de la Policía Nacional.

Las vías donde se reanudará la imposición de multas son: Vía Expresa de Paseo de la República (desde el óvalo Grau, en Cercado de Lima, hasta el puente Benavides, en Miraflores), vía expresa de Javier Prado (desde el óvalo Monitor hasta la avenida Paseo de la República) y la avenida Raúl Ferrero (entre la cuadra 10 y la 25, desde La Molina hasta la urbanización Monterrico).

Recordó que las fotopapeletas estuvieron suspendidas diez meses luego de que se confirmara que en 42 puntos de la ciudad se impusieron 17.237 fotopapeletas erradas. El Servicio de Administración Tributaria (SAT) comprobó que la señalética en las vías de Miraflores, San Isidro, San Borja, San Luis, La Molina, Villa El Salvador y San Martín de Porres había sido cambiada. También hubo denuncias de choferes en cuyas multas aparecían firmas de policías que no coincidían con las rúbricas del Registro Nacional de Identificación y Estado Civil.

“Hace una semana, el ministro Urresti convocó a una reunión entre la policía, representantes de la Gerencia de Transporte Urbano de Lima y la sociedad civil para reanudar el control. Empezaremos en tres zonas cuando acaben las Fiestas Patrias”, refirió el coronel.

PROBLEMAS DE SEÑALÉTICA
El Comercio recorrió ayer las tres zonas y comprobó que la avenida Raúl Ferrero es el único tramo que aún no está debidamente señalizado. No hay letreros azules que indiquen cuáles son las velocidades máximas. Sin embargo, las primeras cuadras sí cuentan con señalética.

“La Gerencia de Transporte Urbano culminará la colocación de letreros en los siguientes días. También habrá señales electrónicas como en los peajes”, dijo Paredes. Ayer se observó que hay dos de ellos en la vía expresa de Javier Prado.

El coronel sostuvo que el SAT les otorgará en los siguientes días dos cinemómetros (máquinas que miden la velocidad de los vehículos) para el control, que desde ahora lo hará exclusivamente la División de Tránsito. “Con esos dos son suficientes para empezar, luego nos darán seis más”, puntualizó.

Alfonso Flórez, de la ONG Transitemos, resaltó que Lima debería contar con radares de fiscalización fijos no solo para controlar la velocidad, sino también para sancionar a los que se pasen las luces rojas y los que hacen giros a la izquierda, como hay en el Callao.

“No requerimos dos cinemómetros sino mayor equipamiento, porque las principales causas de accidentes de tránsito son el exceso de velocidad y el consumo de alcohol”, manifestó.

Fuente: El Comercio

Share this Story

Related Posts

Comments are closed.